Ganar – Ganar, la clave para dirigir un equipo

¿Diriges un equipo y no estás obteniendo los resultados que deseas? ¿Sabías que la clave del éxito de cualquier empresa es tener una mentalidad ganar – ganar?

Desafortunadamente, son muchas las personas que están dirigiendo un equipo y solo piensan en su propio beneficio, olvidan ver la repercusión que sus decisiones están teniendo en el entorno que le rodea.

Cuando esto ocurre, estamos ante un liderazgo más bien dictatorial.

Si actualmente no estás pensando en el beneficio de las personas que trabajan para ti, muy probablemente acabes llevándote más de un disgusto: trabajadores descontentos, bajas en el equipo, etc.

Con el objetivo evitar posibles problemas, quiero compartir contigo la mentalidad ganar – ganar que te va a permitir tener un equipo mucho más motivado y comprometido con la empresa.

Ganar - Ganar

¿Qué significa tener una mentalidad Ganar – Ganar?

Cuando hago referencia a tener una mentalidad ganar – ganar, quiero decir que hay que conseguir que tus trabajadores ganen a la vez que ganas tú y viceversa.

La idea es que tengamos delante una empresa en la que todos los participantes obtengan algún tipo de beneficio.

El beneficio que otorgues puede ser económico o puede ser de cualquier otra índole, sea como sea, el objetivo es que tengas un equipo comprometido y que todos forméis parte del mismo bando.

Para que te hagas una idea, una mentalidad ganar – ganar es que si tu empresa consigue tener una facturación X gracias a tu trabajo y el de tu equipo, todos podéis disfrutar de un porcentaje de la facturación o todos tendréis una recompensa como conseguir días libres extra.

¿Lo ves?

Ellos te ayudan a ganar y conseguir los objetivos que tienes en tu empresa y a cambio, tú les ofreces una recompensa por el trabajo que han realizado. De esta forma, ganáis todos.

¿Cómo consigo tener incorporar el método Ganar – Ganar en mi empresa?

Ahora que ya sabes qué es el método ganar – ganar, es el momento de incorporarlo en tu empresa. Para ello, voy a darte varias pistas de lo que puedes hacer desde hoy mismo:

≫ Comunica a tu equipo la situación actual de la empresa

Una de las principales frustraciones de los equipos de trabajo que he podido observar es la impotencia ante la falta de información.

Has de darte cuenta de que tienes a una serie de personas trabajando por hacer realidad tus sueños y lo justo es que ellos sepan qué realidad está viviendo la empresa en la que trabajan.

Conseguir esto es tan sencillo como tener una reunión con tu equipo para informar sobre el punto en el que se encuentra la empresa.

Da igual si consideras que es un buen o mal momento para la compañía, lo importante es que todo el equipo tenga la misma información y, sobre todo, que haya transparencia para poder crear un equipo que confíe en ti.

Comunicación equipo

≫ Define los objetivos de la empresa e informa a tu equipo

Otro paso clave es que hagas partícipe a tu equipo de los objetivos que quieres lograr en la empresa, no solo lo que esperas de ellos sino también lo que la empresa gana gracias a su esfuerzo.

La idea es que todos sepan el rumbo al que deben llegar y que cada uno, en su área, reme en la dirección correcta.

Por desgracia, muchas empresas fracasan porque lo que los dueños quieren no es lo mismo que lo que quiere el equipo y eso, tarde o temprano, deriva en pérdida de rumbo.

Como te decía en el apartado anterior, todos debéis tener la misma información.

≫ Elige un sistema de recompensa justo

Una vez que hayas informado sobre los objetivos que quieres conseguir y la situación actual de la empresa, es el momento de notificar al resto del equipo lo que ellos ganan si te ayudan a lograr tus objetivos.

Para ello, es importante que medites sobre lo que consideras que es justo que obtengan, pero sin olvidar que ellos trabajan día a día para que tus sueños se hagan realidad y, sin ellos, probablemente no estarías donde estás ahora.

Bajo mi punto de vista, una de las claves para tener un negocio de éxito es ser agradecida y, recompensar a tu equipo es una forma de darle las gracias.

Para terminar, quiero dejarte con esta frase de Alejandro Magno:

“Recuerda que de la conducta de cada uno depende el destino de todos”

¡Dime en los comentarios que haces para recompensar a tu equipo!

Otros contenidos seleccionados para ti

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba