Metodología Kaizen, mejora continua

¿Quieres saber qué es la metodología Kaizen? ¿Te gustaría incorporar el hábito de mejora continua?

La metodología Kaizen es un sistema de producción japonés que ha hecho que grandes marcas como Toyota, Honda o Sony hayan podido revolucionar sus sectores.

Si estas marcas son reconocidas es porque destaca en ellas un sistema de mejora continua, toda su filosofía es Kaizen.

En el artículo de hoy voy a compartir contigo alguna de las claves de esta metodología y, por supuesto, la estrategia que puedes seguir para mejorar tu productividad.

Kaizen

3 claves de la metodología Kaizen

Para que conozcas un poco más las bases de esta filosofía japonesa he decidido contarte 3 claves que tiene la metodología Kaizen.

➡️ Ser mejor que ayer pero peor que mañana

Una de las primeras claves de Kaizen es incorporar la mentalidad de mejora continua pensando siempre en ser mejor de lo que fuimos ayer y teniendo claro que hoy somos peor de lo que seremos mañana.

Con esa clave en mente aprendemos que no hay que relajarse en ningún área de nuestra vida, siempre podemos mejorar.

➡️ El tiempo es la prioridad

Otra de las claves de esta metodología es el tiempo. Esta idea nos dice que es importante emplear mejor el tiempo que tenemos disponible.

El tiempo es un valor estratégico que no se recupera, hay que trabajar de forma eficiente y detectar los errores en el menor tiempo posible.

➡️ Control de la calidad

Con este método se pretende mejorar los procesos que llevamos a cabo para mejorar la calidad de lo que hacemos.

Al igual que con la clave anterior, la idea es conseguir erradicar cualquier error o defecto lo antes posible.

Estrategia para incorporar la mejora continua

Si deseas incorporar la mejora continua en tu vida, el método Kaizen nos da 4 pasos que podemos aplicar en cualquier área de nuestra vida.

Esta estrategia de 4 pasos se conoce como PDCA (Plan – Do – Check – Act), está representada por una rueda dividida en 4 cuadrantes que representan diferentes acciones:

✨  Paso 1: Planificar

Definir los objetivos y metas que se quieren lograr en el área que deseas mejorar. La idea es que conozcas muy bien el lugar al que quieres llegar.

Una vez que tengas identificados tus objetivos, debes trazar un plan para conseguirlo.

✨  Paso 2: Hacer

Ejecutar el plan que se ha definido previamente.

El objetivo es pasar a la acción, no quedarse en la “Parálisis por análisis” sino empezar a aplicar el plan establecido con la mayor brevedad posible.

Ejecutar plan

✨  Paso 3: Verificar

Tras haber empezado a ejecutar el plan que teníamos previsto, el siguiente paso es analizar el resultado.

La idea es ver qué se ha obtenido para evaluar los objetivos conseguidos y los que quedan por conseguir.

Con este paso aprendemos a ver errores o fallos que hemos podido cometer durante el proceso.

✨  Paso 4: Mejora

El último paso es ver qué se puede mejorar del proceso que se ha llevado a cabo hasta el momento.

Llegados a este punto, tomaremos decisiones con el objetivo de mejorar el proceso que se ha seguido.

Por tanto, una vez que tengas identificadas las mejoras, volveremos a empezar el proceso en el paso 1.

Conclusión

He intentado explicarte este método de una forma fácil y sencilla. No obstante, debes saber que para que este método funcione, la disciplina y el compromiso deben estar presentes en todo momento.

Tiene que haber un compromiso por tu parte para que puedas seguir paso a paso este procedimiento todas las veces que sea necesario. Si deseas conseguir construir una empresa que tenga la filosofía de Toyota o Sony, es fundamental que tengas una actitud de mejora continua.

⚠️ Recuerda: Conocimiento es saberlo y sabiduría es aplicarlo.

¿A qué esperas para empezar a aplicarlo?

¡Nos vemos en los comentarios!

Otros contenidos seleccionados para ti

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba