3 tareas para terminar tu jornada laboral con éxito

¿Sabías que hay trucos para terminar una jornada laboral con éxito? ¿Te gustaría saber qué cosas puedas hacer para conseguirlo?

Cuando en mis conferencias hablo de gestión de tiempo, hago mucho hincapié en lo importante que es tener una buena gestión personal para conseguirlo.

Ser una persona productiva se basa en incorporar hábitos que te ayuden a gestionar mejor tu tiempo. Entre esos hábitos está el conseguir terminar bien tu jornada laboral.

¿Cómo conseguirlo?

Sigue leyendo, a continuación comparto 3 tareas que puedes empezar a hacer desde hoy mismo para ser más productiva y acabar tu jornada laboral con éxito.

Empresaria repasando tareas

¿Por qué es importante terminar tu jornada laboral con éxito?

Cuando empecé a formarme en técnicas de productividad, reconozco que solo le daba importancia a cuidar cómo debía empezar mi día pero poco me preocupaba por cómo tenía que terminar.

Sin embargo, con el paso del tiempo fui tomando consciencia de la importancia que tiene tener una rutina para empezar bien el día, pero también tenerla para acabar el día con éxito.

El objetivo es conseguir que cuando acabes tu jornada laboral sigas teniendo ganas de construir nuevos proyectos y conseguir tus objetivos. 

He visto como muchas clientas acaban su jornada laboral frustradas, sin motivación y con mucho desgano. Cuando entras en ese bucle la energía que se genera en tu entorno laboral es pésimo. Al día siguiente, cuando vuelves a trabajar, sientes que no te apetece seguir trabajando y todo parece ser un caos.

Por el contario, si tu jornada laboral acaba de forma exitosa, no solo te sientes bien sino que además tu motivación aumenta  y la energía que se genera en tu entorno laboral es agradable.

Ahora es el momento de decirte que acabar tu jornada laboral exitosamente o con frustración está en tus manos. Si incorporas paulatinamente las 3 tareas que voy a compartir contigo hoy, estoy segura de que podrás ver cambios favorables desde el principio.

3 tareas para terminar bien tu jornada laboral

Recoger y limpiar tu zona de trabajo

Tu entorno laboral es tu templo. Muchas veces, debido al volumen de trabajo que tenemos olvidamos lo importante que es apreciar nuestro lugar de trabajo.

Bien dicen que:

“Un escritorio ordenado es una mente ordenada”.

Como sabes, todo lo que nos rodea es energía, por tanto, necesitas de lugares ordenados y despejados para que la energía pueda fluir libremente. Reconozco que es algo que nos puede costar al principio, pero es cuestión de práctica que se convierta en un hábito.

Te voy a dar 6 trucos para que puedas empezar desde hoy mismo:

  • Deshazte de lo que no necesites: elimina todos los papeles, objetivos o documentos que no necesitan estar sobre la mesa del escritorio.
  • Archiva y ordena: todos los archivos que vas a necesitar puedes ordenarlos en carpetas para así poder tener un lugar para cada nuevo documento que llegue a tus manos.
  • Coloca los objetos: bolígrafos, grapadoras, rotuladores, etc, han de ocupar el mínimo espacio posible, la idea es que tengas a mano todo lo que necesitas a diario y guardar lo que utilices esporádica.
  • Ten una papelera a mano: cuando tienes un sitio cerca de tu lugar de trabajo  en el que puedas tirar todo lo que necesites resulta más fácil adquirir este hábito y no guardar cosas innecesarias.
  • No comas en tu espacio de trabajo: evita comer frente al ordenador, hay más probabilidad de que tu espacio se manche y queden restos.
  • Elige imágenes o recuerdos que sea agradables: todos tenemos uno o varios momentos al día en el que dejamos de mirar a nuestro ordenador y observamos lo que nos rodea, ya sea por desahogarnos o por buscar inspiración, si tenemos algo que nos haga sentir bien, nuestra motivación aumenta.
Empresaria reflexionando

Repasa el trabajo de hoy

Te voy a confesar una cosa, durante un tiempo me pasaba mi jornada laboral deseando que llegue la hora de irme para salir corriendo a casa. Dejaba todo sin recoger y evitaba repasar mi jornada laboral. 

Ahora lo recuerdo con ternura, ¡qué ciega estaba!. Pensaba que si salía corriendo y no me paraba a repasar, las situaciones se resolverían solas.

Hoy soy consciente de que yo soy la única responsable de que mi realidad cambie, y un hábito que me ayudó a cambiar es dedicar cada día unos minutos para repasar mi día. 

¿Por qué es importante?

Porque cuando acaba nuestra jornada laboral tenemos todo fresco y reciente, es el momento perfecto para hacer un análisis de nuestro día, ver qué hemos hecho, en qué tareas hemos avanzado y lo que nos queda para hacer. 

Cuando dedicas un tiempo a parar y reflexionar eres consciente de lo que has conseguido y puedes valorar tu trabajo, celebra tus logros. Además, si hubiera algo que cambiar o reestructurar, estarías a tiempo para hacerlo. 

Descanso

Creo que cuando decidimos emprendender parece que firmamos un contrato en el que somos emprendedoras las 24 horas al día, nos cuesta desconectar y parar para descansar.

Este es  uno de los principales motivos por los que mis clientas deciden contratar mis servicios de coaching o mentoría, sienten que no tienen tiempo para sí mismas y acaban dejando de lado su descanso. 

Cuando hablo de descanso no solo me refiero a dormir sino un tiempo de ocio y desconexión para poder dar un paseo, leer un libro o ver una película.

La idea es que decidas qué momento del día lo vas a invertir en ti. Hay dos acciones que yo realizo desde hace tiempo y me apetece compartir contigo:

  • Nunca leo el email a partir de cierta hora, desconecto completamente del trabajo, ya que leer correos sigo teniendo la mente en el trabajo y la realidad es que pocas veces recibo un correo que no se pueda resolver al día siguiente.
  • Siempre busco un momento al día para leer algo que me inspire y motive, sobre todo antes de dormir, de esa forma a

Somos seres humanos de hábitos, a nuestro cerebro le encanta hacer cosas en piloto automático, por tanto, si de forma paulatina conseguimos tener nuestro entorno laboral recogido, repasamos nuestro día y nos dedicamos un tiempo para descansar y desconectar, vamos a tener cambios muy positivos en nuestra vida.

El objetivo es que tu jornada labora acaba de una forma gratificante, con sensación de paz y tranquilidad, ¿qué tarea vas a incorporar para conseguirlo?

Espero tu comentario

Otros contenidos seleccionados para ti

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Share via
Copy link